actualidad por donde empezar a limpiar la casa

Guía práctica cómo empezar a limpiar tu casa Tips basados en la actualidad

Es fundamental determinar el punto de partida adecuado para iniciar el proceso de limpieza, ya que es crucial para lograr los resultados deseados. Sin embargo, cuando la suciedad se extiende por todas partes, se vuelve complicado identificarlo y la sensación de desesperación comienza a invadirnos. Para solucionar este problema, es importante establecer un orden lógico. Aquí te presentamos las claves principales para que puedas limpiar todas las habitaciones de forma exitosa. ¡No dejes las tareas pendientes para otro día, actúa hoy mismo!

El mejor enfoque para comenzar la limpieza de mi hogar

Para limpiar tu casa de manera efectiva, es fundamental tener un plan organizado que identifique las áreas más sucias. Estas se pueden reconocer por ser los "puntos rojos" que requieren más atención y, por tanto, deben ser las primeras en ser abordadas. No te olvides de los rincones olvidados que no se limpian a menudo, ya que también son de gran importancia.Además, es aconsejable establecer un tiempo estimado para limpiar cada área, lo que te ayudará a administrar mejor tu tiempo y optimizar las horas de limpieza. Así, podrás saber con anticipación cuánto tiempo dedicar a cada rincón.

La frecuencia y método adecuado para higienizar cada parte de tu casa

El verano ya está aquí y con él, llega una sensación de locura por limpiar en los hogares: se guarda la ropa de invierno, se saca la de verano, se sacuden y recogen las alfombras para el próximo invierno... ¿Te has preguntado alguna vez cada cuánto debes limpiar los diferentes elementos de tu casa? ¿Estás haciéndolo correctamente? ¿Qué productos son los más adecuados para limpiar ventanas, colchones o marcos de puerta? No te preocupes, aquí te daremos respuestas prácticas a esas preguntas recurrentes.

Probablemente, con la llegada del verano, te hayas visto en la situación de tener que realizar una limpieza profunda en tu hogar. Pero, ¿qué tan seguido debes hacerlo? ¿Es suficiente con limpiar una vez al año o es necesario hacerlo con más frecuencia? La respuesta a estas interrogantes dependerá de cada elemento de tu casa y del ambiente en el que te encuentres.

Por ejemplo, las ventanas deberían ser limpiadas al menos una vez al mes, ya que son una fuente de ingreso de luz y aire fresco en la casa. Para limpiarlas, puedes utilizar productos específicos para vidrios, pero también puedes optar por una solución casera de agua y vinagre. En cuanto a los colchones, se recomienda aspirarlos y darles la vuelta cada tres meses, y limpiar las manchas con una mezcla de bicarbonato de sodio y agua.

En cuanto a los marcos de puerta, estos pueden acumular polvo y suciedad fácilmente, por lo que se sugiere limpiarlos cada dos semanas con un paño húmedo. En caso de tener mascotas, además de este mantenimiento regular, es importante aspirarlos con frecuencia para eliminar pelos y ácaros.

Recuerda siempre seguir las instrucciones de limpieza de cada elemento y no olvides protegerte con guantes y mascarilla cuando sea necesario. ¡A disfrutar del verano en un hogar limpio y ordenado!

Estancia por estancia

Una vez ordenado todo, es hora de comenzar la limpieza a fondo. Para ello, deberás ir de habitación en habitación para lograr resultados notables. Te proponemos un orden lógico a seguir que, sin duda, te será de gran ayuda. ¡Toma nota!

Empieza por dedicar 30 minutos a limpiar a fondo el salón. Utiliza la aspiradora para las zonas más complicadas y profundas, y un paño para limpiar la superficie de los muebles. Por último, haz un buen fregado del suelo utilizando agua y productos específicos para ello.

Para limpiar la cocina, reserva unos 40 minutos aproximadamente. Siendo una de las zonas más importantes, es fundamental eliminar la grasa de manera correcta. Por lo tanto, es recomendable que sea la primera tarea que realices. Una vez completada, podrás continuar con el resto. Utilizar productos multiusos, desengrasantes y con alcohol pueden facilitar en gran medida la tarea.

La guía definitiva para una limpieza profunda en ocho simples pasos

Los expertos recomiendan seguir un orden de limpieza eficiente. Empieza por los dormitorios y ciérralos una vez terminados, así evitarás tener que regresar a ellos. Luego, puedes continuar con el salón, pasillos y sala de estudio, entre otros. Finalmente, dedica tiempo a los baños o la cocina, según donde rocíes el agua de fregar.

Antes de empezar a limpiar, es importante ventilar la casa para renovar el aire. Sin embargo, ten en cuenta que gran parte de la suciedad entra por las ventanas. Si las abres después de limpiar, todo volverá a llenarse de polvo. Por eso, lo ideal es ventilar antes (preferiblemente a primera hora de la mañana) y abrir de nuevo solo mientras se aspira.

No pierdas tiempo yendo y viniendo. Antes de comenzar a limpiar, organiza cada cosa en su lugar correspondiente. Recoge todos los objetos que haya en las mesas, encima de la cama, en el suelo, sobre la encimera de la cocina, etc. y aprovecha para dejarlos en su lugar mientras te mueves de una habitación a otra. Con la casa despejada, podrás limpiar más rápido y eficientemente.

Hora para una Casa Impecable Trucos de Limpieza Rápida

Cuidado de textiles en casa

Mantén tus textiles limpios y en buen estado con estos consejos:

Una vez al mes: aunque no lo parezca, los textiles acumulan mucho polvo. Para mantenerlos en buen estado, es importante aspirarlos cada quince días. Si el tejido lo permite, también puedes lavarlos en la lavadora con un programa corto y a una temperatura máxima de 30º. Para evitar tener que planchar las cortinas, cuelgalas húmedas para que se estiren con su propio peso.

Dos veces al año: es importante prestar atención a los edredones que no están en contacto directo con el cuerpo. Si caben en la lavadora, lava con agua caliente y jabón. En caso de edredones de plumas, sacúdelos a menudo para airearlos y llévalos a la tintorería. Para las almohadas, basta con lavar la funda dos veces al año. Hay que tener en cuenta que las de látex no se pueden lavar, las de plumas requieren un tratamiento en la tintorería y las acrílicas pueden lavarse en la lavadora (en cualquier caso, siempre revisa la etiqueta).

Protege tu colchón: es recomendable usar una funda para mantener el colchón a salvo de manchas (es buena idea tener dos para alternarlas). Además, es importante ventilarlo cada semana y aspirarlo mensualmente por ambos lados. Una limpieza a fondo con la vaporeta ayudará a eliminar los ácaros. Para ello, coloca el colchón en posición vertical y pasa la manguera de arriba abajo, pero sólo una vez para evitar que se moje. En caso de manchas, frota con agua y bicarbonato y deja secar al aire.

Revela la estrategia óptima de limpieza del hogar

¿Cómo limpiar correctamente los techos?

Antes de comenzar a limpiar, es importante hacer un plan y tener a mano los materiales necesarios. A continuación, te mostramos el orden adecuado para limpiar tu casa de manera fácil y efectiva.



Organiza tu limpieza por estancias

Para empezar, es necesario tener en cuenta la suciedad que se acumula en cada espacio. Por lo tanto, es más eficiente abordar primero las zonas más sucias. Pero, ¿por qué?



Empieza por las zonas más sucias

Estas áreas suelen requerir más esfuerzo y dedicación, y es mejor abordarlas al principio mientras todavía tenemos energía. Durante la limpieza, trata de medir el tiempo que te lleva limpiar cada lugar.



La importancia de limpiar los techos

A menudo, los techos son pasados por alto en la limpieza del hogar. Sin embargo, acumulan polvo y suciedad que pueden ser perjudiciales para la salud. Por eso, es importante incluirlos en nuestro plan de limpieza.

Artículos relacionados